EVENTOS Y NOTICIAS

Cómo hablar sobre lo que sentimos

Listening-to-man

Todo el mundo tiene sentimientos. A veces tratamos de esconderlos, pero siempre están ahí.

________________________________

Cómo hablar lo que sentimos:      

ÚTILES

  • Usar frases que empiezan con “Me siento…”
  • Hablar en concreto: “La ropa sucia está en el piso.”
  • Ser específico cuando uno exprese sus sentimientos: “Me siento frustrada cuando veo ropa regada en el piso.”
  • Expresar lo que necesite: “Es importante para mí que la casa esté ordenada, y que todo mundo ayude.”
  • Solicitar algo: “¿Podrías recoger tu ropa en los próximos 5 minutos?”

NO ÚTILES

  • Usar frases que empiezan con “Tú me haces sentir…” o “Debido a tí…”
  • Hablar juzgando: “¿Cómo es que tengo un hijo tan descuidado? ”
  • Culpar a otros por sus sentimientos: “Me da mucho coraje cuando tú no recoges tus cosas.”
  • Reprimir lo que necesite: “A nadie le parece importar lo que yo quiero.”
  • Demandar algo: “¡Recoge tu ropa o ésta noche te quedas sin cenar!

________________________________

Cuando alguien comparte lo que siente:

ÚTILES

  • Escuchar atentamente
  • Ser respetuoso
  • Mostrar apoyo y compasión
  • Reconocer los sentimientos respondiendo “ah” o “ya veo”
  • Con niños chicos, nombrar el sentimiento para que lo puedan entender

NO ÚTILES

  • Interrumpir con nuestra propia historia
  • Dar consejos o tratar de ‘arreglar’ los sentimientos
  • Criticar o culpar
  • Negar o ignorar los sentimientos
  • Decirle al niño que los sentimientos son malos, y que no debe tenerlos

________________________________

Los sentimientos siempre están cambiando. A veces estamos tristes. Otras veces estamos felices. Con el tiempo, generalmente un sentimiento triste se convierte en un sentimiento feliz.

Nuestros sentimientos–y los de otra gente–son válidos en el momento que suceden. Aunque nos sintamos bien, tenemos que aceptar que es posible que nuestro familiar o nuestro amigo no se sientan igual. No podemos forzarnos ni forzar a otros a sentirse de cierta manera.

Si nos sentimos tristes durante mucho tiempo, podemos hablar con alguien de confianza que nos apoye. Esa persona podría ser un familiar, un amigo, un cura o ministro, un consejero o un doctor.

Hablar de nuestros sentimientos es bueno para nuestra salud. Cuando uno está feliz y contento, uno se siente bien hablando de nuestros sentimientos. Pero a lo mejor no es tan fácil hablar cuando nos sentimos tristes, heridos, solos o estresados. Sin embargo, hablar acerca de estos sentimientos es el primer paso para sentirnos mejor.

Cuando tratamos de esconder cómo nos sentimos o tratamos de no mostrar nuestros sentimientos, éstos no desaparecen. Con el tiempo se vuelven más y más fuertes. Empiezan a controlar nuestras palabras y acciones aun cuando no queramos. Al ignorar nuestros sentimientos, les damos más poder. ¡Hasta nos pueden enfermar! Es mejor hablar acerca de ellos con personas de nuestra confianza.

________________________________

PARA CONOCER MÁS SOBRE:
  • Prevención del suicidio
  • Sobre la ira
  • Ser padres
  • La ansiedad
  • La depresión
  • Trauma
  • Recursos locales